Foto por Norbert Meise/Visit Berlin
La Soupe Populaire

La Soupe Populaire

El simpático chef berlinés Tim Raue, galardonado con una estrella Michelin, abrió su tercer restaurante en Berlín en un sencillo, pero elegante ambiente industrial del edifico-estudio en la cervecería Bötzow. En el menú de la «cocina popular» aparecen platos sencillos, pero deliciosos como las albóndigas königsberger klopse. El menú siempre se adapta temáticamente a las obras de arte expuestas en el restaurante. Tim Raue recibió por este restaurante en 2013 el «Bib Gourmand», un galardón de la Guía Michelin que premia a los restaurantes con estrella de precios económicos.
Más información
Katz Orange

Katz Orange

«Katz Orange» ofrece una creativa cocina mexicana, más allá de la habitual comida tex-mex. Los ingredientes provienen principalmente de la región y se utilizan de forma imaginativa para preparar los deliciosos platos con un toque suramericano. Sin duda, las limonadas caseras de sabor lavanda y naranja o mango y cilantro son otro regalo al paladar. En los días soleados de verano se puede disfrutar de la comida en la terraza ubicada en un idílico patio trasero de Berlín.
Más información
Die Henne

Die Henne

La legendaria Henne en la Leuschnerdamm de Kreuzberg puede considerarse fácilmente como una institución en Berlín. Los berlineses la adoran especialmente por ser los mejores pollos de la ciudad. El restaurante más antiguo de la ciudad existe desde 1621 y es todo un monumento culinario. En los 100 años de la tradición del restaurante, en los tiempos nazis se reunían aquí los socialdemócratas perseguidos y los clientes presenciaron en primera persona la construcción del muro.
Más información
Comer y beber

Sage Restaurant Berlin

Los fundadores del legendario club SAGE han creado otro local estelar a las orillas del río Spree. ¿Dónde más se puede disfrutar de una elegante cena estando sentado en una tumbona? Durante las cálidas noches de verano, el cenador del restaurante abre sus puertas en su playa de arena privada. A pesar de su estado, no existe ningún código específico de vestimenta, todos los visitantes son bienvenidos. Ya sean los camareros, los cocineros o el mobiliario del restaurante: el local es digno de ver, ya que su estilo es de todo menos conservador.
Más información
Ver Comer y beber en mapa